7/9/10

Inception-Origen, de Christopher Nolan

En su paranoia conspiratoria P.K.Dick lo vió claro:

Tomado según las instrucciones, Ubik le depara un sueño ininterrumpido y un despertar libre de molestias. Con Ubik, usted se levantará fresco como una rosa y dispuesto a enfrentarse a esos pequeños problemas que le preocupan.
No exceda la dosis aconsejada.
(...)
—¿Le dice algo la palabra “Ubik”, señor Chip? —preguntó Francesca Spanish.
Joe tardó un momento en asimilar la pregunta, pero en seguida repuso:
—Por el amor de Dios, ¿no sabe distinguir entre manifestaciones de...?
—Francy sueña cosas, siempre lo ha hecho —terció Tippy Jackson—. Cuéntale el sueño del Ubik, Francy. —Se dirigió a Joe—: Ahora le contará el sueño del Ubik, como lo llama ella. Lo tuvo anoche.
—Lo llamo así porque trata de eso —afirmó de mal talante Francesca Spanish, juntando las manos en un arrebato de excitación—. Mire, señor Chip, no fue un sueño como los que he tenido hasta ahora. Bajaba del cielo una gran mano, como si fuera la mano y el brazo de Dios. Era enorme, del tamaño de una montaña. Yo sabía en seguida lo importante que era; estaba cerrada, aquel puño era grande como un peñasco y yo sabía que escondía algo tan valioso que mi vida y la vida de todos los habitantes de la Tierra dependían de ello. Esperaba que el puño se abriera, y se abría. Yo veía lo que había dentro.
—Un bote de aerosol —dijo secamente Don Denny.
—En el bote —prosiguió Francesca Spanish— se veía una palabra escrita en grandes letras de oro que resplandecían, letras de fuego dorado que componían la palabra Ubik. Nada más, sólo aquella extraña palabra. Entonces la mano se cerraba de nuevo alrededor del frasco de aerosol y el brazo y el puño desaparecían, yendo a ocultarse tras una especie de techo de nubes grises. Hoy, antes del funeral, he buscado en el diccionario y consultado en la biblioteca pública, pero nadie sabe qué significa aquella palabra ni a qué idioma pertenece, y no viene en el diccionario. El bibliotecario me dijo que no es inglés. En latín hay una palabra que se le parece: ubique. Significa..
—”En todas partes” —dijo Joe.

La ubicuidad es uno de los atributos de dios y en la novela de P.K. Dick es empleado como mensaje insertado en la realidad de los protagonistas.
La vida es sueño, ya lo sabemos.

Después de Dick el tema de la imposibilidad de captar la existencia de la realidad (un tema desarrollado por Bertrand Russell y la escuela de Berkeley) es popularizado por el cine. Véase Blade Runner, Matrix y ahora Inception-Origen.



Ahora bien, una reflexión rápida. La promesa de un mundo mejor es una falacia para evitar que nos rebelemos contra la injusticia inherente del Sistema. Da la impresión de que la promesa de un cielo para los buenos-sumisos que soportarían así las penalidades de la vida cotidiana está siendo sustituida por la creencia en la posibilidad de que nuestra vida es una ficción y que la verdadera “realidad” nos será revelada en su momento. Pero de momento debemos de esperar pacientemente y seguir consumiendo que es lo que mantiene al sistema en funcionamiento.
Algo no funciona en mi razonamiento.

Quizás hable sobre Inception, pero no sé que más se puede añadir a lo ya dicho.

8 comentarios:

jordim dijo...

Me parece más factible la posibilidad de una realidad alternativa que la de Dios. la primera encajaría con la naturaleza humana, la segunda parece a todas luces imposible.

Lula dijo...

La verdadera realidad es que la vida es una mierda y al final te mueres.

Yo prefiero creer en los universos paralelos, en uno de esos universos todo funciona perfectamente y soy feliz. En otro por supuesto estoy mucho más jodida. Es igual de absurdo que cualquier otra posibilidad pero es la que más me gusta.

El infierno está por todas partes.
Tu razonamiento funciona como un reloj suizo, lo que no te gusta es a la conclusión a que te lleva.

Buenos días y tal

Bibl. dijo...

Bueno, el problema es que es verdad que lo que percibimos no es la "realidad". La "realidad" es un mogollón de partículas interactuando entre ellas de mil formas. Cuando "vemos" un objeto lo estamos construyendo en nuestra mente a partir de una pequeña parte de las radiaciones electromagnéticas que rebotan hasta nuestra retina, y donde hay una red de átomos vemos una superficie verde, o azul, o roja... Estamos navegando en una piedra que gira sobre sí misma, y en torno al sol, y en torno al núcleo de la galaxia, rumbo a no se sabe dónde ni por qué. Y para colmo, eso que "percibimos" no es más que el resultado (?) del fluir de una corriente de electrones por esa red de células que hay por ahí arriba. Vamos, que el parecido entre lo que somos (?) y lo que creemos ser es mera coincidencia. Lo raro es que no nos tiremos a un precipicio. Ese es el misterio.

Por cierto, me encantaría saber qué te ha parecido la película como tal. A mí me gustó mucho, la verdad.

Felicidades por el blog.

Bibl. dijo...

Por cierto, Lula: "Donde quiera que voy es el infierno porque yo soy el infierno", decía Milton que decía el tío Camuñas. Mira a ver si es eso. ;-)

Portnoy dijo...

A eso se refería Russell llamándole Inferencia, Bibl. Creamos una inferencia de la realidad (sea lo que sea eso y que por eso se debe escribir entre comillas, como aconsejaba Nabokov) a través de nuestros sentidos. Pero es difícil (imposible) saber si esa imagen creada subjetivamente coincide con la de otros individuos. De ahí se puede pasar a la negación de la realidad, a la del resto de los individuos, al solipsismo... pero nunca a conocer la esencia de la "realidad"
Lo que me preocupa es que eso se emplee para crear falsas expectativas de un "mundo mejor", jordim, se le llame Dios o "realidad alternativa"
"La verdadera realidad es que la vida es una mierda y al final te mueres", gran frase Lula. :-)

Creo que hablaré sobre la película en breve, pero la verdad, se ha hablado tanto y tan extensamente sobre ella que no creo que pueda añadir nada nuevo. Eso sí, me gustó y disfruté con ella.

Un saludo y gracias por vuestros comentarios

Lula dijo...

1- Qué pelicula???
2- Bibl. Lo del infierno, ni idea. Supongo que mi inconsciente se ha basado en lo que he estado leyendo de Cortázar, Turismo aconsejable
3- Portnoy, si te mola la frase te la regalo

Francis Black dijo...

Lo importante es cada día decidir si sales por la ventana o por la puerta , si decides salir por la puerta pues haces lo que quieras ese día y así cada día y un día sales por la ventana y ya esta, cuentas, tantos días saliendo por la puerta y uno por la ventana , balance positivo.

El problema es si sales por la puerta y no haces lo que quieres esos días ( aquí hay que currarselo) , otro problema es si el día que sales por la ventana no es lo que querías en realidad. Si te pasa esto entonces es que no lo has entendido bien y el balance es un desastre pero ya sin solución.

No es fácil.

Allau dijo...

¿Vale la pena perder el tiempo en esta tontada?

¿Nuestros sueños sufren un terremoto, si alguien nos sacude mientras soñamos?

A eso, en Hollywood, se le llama "high concept". Que con su pan (integral) se lo coman,