14/9/07

Funny Games, el autoremake

Pulsando en el enlace podéis ver el trailer de Funny Games, el remake que Michael Haneke ha realizado en EEUU de su propia película.
Por lo que se puede ver visualmente todo es muy parecido a la primera película. Yo espero que argumentalmente tampoco haya cambiado, que sea finalmente una copia de la película original para consumo estadounidense (ya se sabe, los pobrecitos no saben que existen otras cinematografías aparte de la suya ni leer subbtítulos ni nada de nada... o eso creen los exhibidores de su país)
No tengo nada contra Naomi Watts ni contra Tim Roth (al contrario) pero me parece que es, espero que la única, una concesión de Haneke. Parte de la fuerza del Funny Games austriaco radicaba en lo desconocidos que nos resultaban sus intérpretes... era, cómo decirlo, un toque más de "realidad".



En diciembre compararemos.

8 comentarios:

Loriana dijo...

La verdad dudo mucho que Naomi Watts supere la actuación de Susanne Lothar. Será interesante ver lo que pueda hacer Roth en el papel de Mühe, pero la verdad es que la combinación original del film, la sorpresa de la primera vez que la ves, lo palpable de la violencia sin sentido ni motivo, no sé, me parece muy difícil de reinstalar aún por el mismo autor. Habrá que ver si Haneke es capaz de superarse (o reinventarse, de manera similar a lo que hizo Georg Baselitz al repintar sus obras más representativas con nuevas técnicas y luces) en versión Hollywood. Pero ya me da que en diciembre estaremos añorando la versión original. Como suele suceder.

Abrazos, Portnoy, ya de regreso de mi viaje particular a la Zona.

Portnoy dijo...

Me parece que he sido poco preciso en mi comentario ya que Lothar y Muhe resultaban desconocidos debido en gran parte a nuestro (mi) desconocimiento del cine alemán y austriaco... es decir, antes de que me líe más, el glamour de las estrellas de Hollywood (aunque se trate de actores tarantinianos y actrices lyncheana) puede quitarle impacto a la película... no se trata de que actúen más o mejor o peor, se trata de que no podemos retrotraernos del hecho de que "están actuando"... en fin...
Loriana, un placer y una alegría volver a verte por aquí... espero que encontrases en La Zona aquello que fuiste a buscar.
:-)
Un saludo

Javier Moreno dijo...

Yo tengo la teoría de que Haneke se propuso esta nueva versión con intenciones oulipistas: Funny Games es un juego de restricciones formales, una producción Hollywoodense simplemente impone más condiciones. Yo creo que, siendo como es, Haneke puede hacer delicias bajo esas censuras. Va a poder probar sus propios límites.

El trailer se ve perturbadóramente similar. Es increible como Michael Pitt logra el mismo tono de los alemanes originales.

Loriana dijo...

Es interesante lo que dices porque, si entiendo bien, te resultó perturbador en la versión original el hecho de desconocer esos rostros, de resaltar el hecho de que podrían ser cualquier persona, como tú o como yo. Sin duda eso debió duplicar la intención original, de ser esa que yo creo que sí, de Haneke sobre lo palpable y real de la violencia sin motivo. Yo, al momento de ver Funny Games, conocía bien el trabajo de Mühe y poco a Lothar pero sabía que era su esposa. Sabía que incluso ellos se habían conocido y casado después de hacer Funny Games y sin embargo el efecto es el mismo. Creo que al ver la nueva versión será con un carácter más diseccional, si quieres, más de observar el resultado del experimento de Haneke. Estoy de acuerdo con Javier de que quiso probarse dentro de un ambiente cinematográfico lleno de límites a los que no está acostumbrado.
Aquí el trailer de la original de 1997. Inquietantemente similar hasta en el avance.
http://www.youtube.com/watch?v=rzpzpe_8gHQ

Por cierto - genial la modificación respecto a lo parecidos que son en esta nueva versión los dos perpetradores. Eso inquieta aún más. Y ese Michael Pitt me ha traído a la mente por un momento al Malcolm McDowell de A Clockwork Orange.

Pues eso, ya veremos.

Abrazos, Portnoy. No sé si encontré lo que quería, pero algo sí que encontré :)

bardamu dijo...

Como has dicho: ya lo veremos.
Segundas partes casi nunca han sido buenas, se dice. Pero mas preocupante que ello es el filtro americano. Igual siempre queda el recurso de recurrir al pasado.
Saludos.

Daniel Quinn dijo...

Pues a mí este trailer me ha descolocado totalmente. Esperaba que Haneke se reinventara de alguna manera (no digo que no lo haga), pero después de ver esto no sé qué pensar... Los dos actores me gustan y me parecen muy apropiados, sobre todo la excelente Naomi Watts, y de ellos es la misión de que olvidemos que están actuando :) Sin embargo..., empiezo a pensar que esto sea un calco plano a plano como la versión de Psicosis de Gus van Sant... Habrá que ver las declaraciones de Haneke, aunque cualquier cosa es justificable con un buen discurso. Que se lo digan a Gus.
Un saludo!

Victor Coral dijo...

de acuerdo con Quinn, la reinvención era el camino y aquí hay una adecuación al gusto gringo con "razones" de mercado además. Espero que no echen a perder la historia y quede esta segunda versión como la más conocidad.

Portnoy dijo...

Yo espero que sea algo más que un calco plano a plano. Espero que Haneke sepa introducir dentro de su versión mainstream (¿lo será?) de su propia película, los suficientes detalles como para permitir una segunda lectura a quienes conocemos la cinta original... ¿será así o es mucho presumir? ya lo veremos. Lo que sí está claro es que no consentiremos ninguna traición al Funny Games europeo... hay por ahí una norma no escrita según la cual los niños no deben sufrir daño en las películas made in Hollywood... veremos...
Loriana, es curioso comprobar como mi ignorancia me permitió una lectura inapropiada de la película... confesado lo cual, se pone en entredicho cualquier comentario cinematográfico que haya podido hacer hasta ahora...
:-)
J. Loriana, Daniel, Víctor gracias por acompañarme en la expectativa.
Un saludo