7/6/06

Takeshis’ , una película de Takeshi Kitano

Takeshis’ fue presentada oficialmente en el Festival de Venecia en septiembre del año pasado y no tiene aún fecha prevista de estreno en España. Salvo en festivales, la última película de Kitano, según los datos que aparecen en la IMDB, sólo se ha estrenado en Japón, Singapur y Polonia y tiene previsto estrenarse entre julio y agosto en Francia, Bélgica y Reino Unido. En Estados Unidos se ha editado directamente en DVD.
Las razones de su falta de distribución es que Takeshis’ es una película que linda entre lo metacinematográfico y lo aburrido. Es una película arriesgada y, también, una gran broma de Kitano. Está construida a base de sueños dentro de sueños y en ella Kitano reflexiona sobre todo su trabajo en el cine, con continuas referencias a todas sus películas anteriores, de forma que es imposible captar íntegramente Takeshis’ si no se conocen sus trabajos previos.

Lo metacinematográfico:
En Takeshis’ Kitano aparece desdoblado interpretando a dos personajes, Takeshi Kitano el actor y director de éxito internacional y Takeshi Kitano, un extra,
algo pusilánime, aspirante a actor. El extra vive secretamente en un universo onírico en el cual posee la personalidad de los personajes interpretados por el Gran Takeshi en la pantalla.



Este personaje es una especie de Walter Mitty que en última instancia se convierte en uno de esos fans peligrosos de los que acechan a los artistas mediáticos. Por consiguiente en Takeshis’ hay varios planos de realidad: La ficción que muestra la película, la realidad principal del film, transcurre durante el rodaje de una película de Kitano, en la que el director se muestra a sí mismo, el Gran Takeshi, con todos los tópicos del divo intratable. Frente a él, o por debajo de él, el Pusilánime Takeshi pretende conseguir un papel de extra en la filmación.



Aquí aparece el segundo plano de realidad, en el que se une la desmedida idolatría del Pusilánime Takeshi por el Gran Takeshi, el enfrentamiento real entre los dos Takeshis, un enfrentamiento desigual que conduce al Pusilánime Takeshi a buscar una válvula de escape en los sueños, donde se convertirá en un tercer Takeshi, el cinematográfico, un tipo duro, prácticamente inmortal, que soluciona todos los conflictos a balazos.



Lo aburrido:
Las películas de Kitano se caracterizan por estar basadas en un sólido guión en las que ningún acontecimiento de la trama es superfluo, sea narrativa o artísticamente. En Takeshis’ de lo que se trata es de parodiar su propia obra, mostrar, si no he hecho una mala lectura de la película, el hastío que le producen las películas de yakuzas, a base de incidir en el exceso sangriento de éstas. Pero lamentablemente lo que se consigue es lo contrario (o no, quién sabe) es decir mostrando el hastío consigue hastiar al espectador. Los tiroteos en Takeshis’ carecen de sentido argumental y por tanto son completamente innecesarios, excesivos y no aportan nada. Hay también en la película algunas intervenciones musicales (¿?) de esas que no alcanzo a entender que aportan cinematográficamente (me pasaba lo mismo con Veloso en Hable con ella, de Almodóvar... ¿qué pintaba ahí en medio?) El ritmo se rompe, los planos de realidad se yuxtaponen y la intención del autor se dispersa. La obligación que se autoimpone Kitano de mencionar a través de las imágenes sus más recientes películas en cierta manera es contraproducente para la totalidad del filme, que se resiente de esos autohomenajes innecesarios.



En conjunto Takeshis’ es una película fallida, sobre todo porque al riesgo que supone realizar una película que rompe las reglas de la narratividad cinematográfica habituales no le acompaña un guión centrado en esa idea de ruptura. La película se dispersa en muchos momentos. Puede parecer que Kitano está harto del cine y de los espectadores, por eso hay que poner a Takeshis’ junto a 8 y ½ de Fellini y a Stardust Memories de Allen, rozando la excelencia de esas películas.

El absurdo de los sueños:



Esta es una nota personal entre dos fotos antes de la conclusión. Es interesante descubrir referencias a otras películas, aparte de las propias de Kitano, en Takeshis’. De momento apunto Mi vecino Totoro, de Miyazaki, La chaqueta metálica de Kubrick, Noche en la tierra, de Jarmush, La vida secreta de Walter Mitty, de McLeod... se admiten más referencias.



Pero que no se me malinterprete; personalmente recomiendo ver Takeshis’. Es una película irregular, cierto, pero hay momentos en el que el genio del director deslumbra. Kitano no puede hacer una mala película, tengamos eso en cuenta. Su saber cinematográfico, y su fama e independencia a la hora de escoger sus temas, le permite hacer la película que le venga en gana. Aunque sólo fuera por eso, por que es una película independiente en todos sus aspectos, independiente en cuanto a producción e independiente del público, Takeshis’ merece ser vista.
Por eso es una lástima que de momento no se vaya a estrenar.
(A quienes “adquieran” la película en los lugares habituales y se atrevan con ella, les reto a que descubran el tercer plano de realidad en el que transcurre la película... aviso: es el plano principal)

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Nice blog, thanks.
Curtis
dog training

Alvy Singer dijo...

Pues habrá que ver esta "Takeshis" aunque antes perfilaré lo poco que me queda por ver de Kitano (Violent Cop y Brother creo) uno de los cineastas más ágiles y vivos que han surgido

vernon dijo...

La impresión que a mí me dio la película es que por fin Kitano logra “desoccidentalizar” su cine. Ya lo venía sugiriendo en Dolls y en Zatoichi, pero creo que con ésta lo ha logrado verdaderamente (y me refiero a la estructura). Pero, como digo, es una primera impresión. Tengo que volver a verla. De momento me sirven algunos de tus comentarios sobre las reglas de la narratividad (que a tu juicio se rompen) y el aburrimiento que provoca.
Sería bueno que Kitano hiciera cine japonés. Es decir, sería grandioso.
Gracias.

Portnoy dijo...

Estoy dándole vueltas a lo de desoccidentalizar... sí, es posible... al menos Takeshi's señala al hartazgo por parte del director de todas esas historias de mafiosos/yakuzas. Con Brother (coprotagonizada por el ahora famoso Omar Epps, el doctor Foreman de la serie House) ya demostró que la diferencia entre estos dos géneros es mínima. Me parece que también es sintomático su caracterización como soldado japonés, papel que únicamente ha interpretado en la película de Oshima Feliz Navidad, Mr Lawrence y que también incidía en la diferencia (o no tanta) entre occidente y oriente... el honor, ese concepto tan inasible, es a fin de cuentas valioso según tu punto de vista.
Y sí, choca mucho que tras Dolls y Zatoichi Kitano presente Takeshi's. Aventuro una teoría: Quizás la película no deba estrenarse comercialmente fuera de Japón no por ser extraña o rara; debe hacerlo porque se trata de una especie de ajuste de cuentas interno, un manifiesto por parte de Kitano contra sus compatriotas críticosd por el que anuncia que quiere hacer y va ha hacer lo que le venga en gana.
Gracias por el comentario, Vernon, pero...¿te gustó la película?
Un saludo

Rain dijo...

Justo, completamente justo. Y tu post me hace admirar más a Kitano, aunque la película no sea de las mejores que ha realizado. Esa capacidad de arriesgar y de ser libre me hace considerarle uno de los mejores cineastas contemporáneos.

Gracias.

Gracias.

Y por las referencias, en donde está Jarsmuch, otro grande.

:)

Anónimo dijo...

De takeshi Kitano lamejor película que he visto es Dolls, una metafora sobre lo violenta que es la sociedad japonesa con la posición de las mujeres en su sociedad...
son DOLLS

korn dijo...

Takeshis' se estrena hoy en toda España en v.o.s. Podeis ver el trailer e imágenes en su página oficial:

Takeshis' Web oficial"